Otra puerta al campo

Tras el nacimiento y caída del DRM un grupo de sesudos estudiosos dispuestos a luchar contra los malhechores que no tienen otro pito que tocar que compartir música con sus amigos han dado con otra gilipollez que salvará a la industria discográfica del mal, amén.  Se trata del DPP, un sistema que no sólo cambia dos letras del DRM, si no que tiene la intención de ser mucho más mejor al pedir que metas una contraseña cada vez que quieras compartir ese disco por el que has pagado un pastizábal.  No te prohíbe compartir, te pide un PIN.

Desde aquí nuestra más sincera enhorabuena al grupo de expertos y honorables cabezas pensantes que se han sacado una pasta haciéndole pensar a algunos que con esta memez se va a mantener una industria que debería buscar otras fuentes de ingresos en lugar de tirar el dinero en chorradas.

La noticia en EL PAÍS

Firmado: Hurricane Carter

3 Respuestas a “Otra puerta al campo

  1. hahah el Tag “DPM” viene a ser un “de puta madre” de los de toda la vida!? ;D

  2. Unos “flipaos”. No entiendo nada!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s